Monday, December 08, 2008

DIGNIFICANDO EL OFICIO


Este fin de semana hice un paréntesis de Ingráfica para ejercer de fotógrafa de BBC. Si, no me averguenzo en absoluto en decir que, de vez en cuando, hago FOTOS DE BODAS ( bautizos y comuniones no he hecho nunca la verdad, pero no lo descarto). Soy consciente de que este acto esta bastante denostado entre los compañeros del gremio, como si hacer fotos de boda fuera ser fotógrafo de "segunda categoría".

Para mayor escarnio de los colegas lectores, os diré que no solo hago fotos de boda, sino que la mayor parte de las veces disfruto haciéndolo mucho más que otros tediosos trabajos de estudio. Que si los fotografos de boda son horteras, que si son una mafia....Yo no conozco a ningún otro fotógrafo que haga bodas ( o que lo reconozca públicamente como yo) y menos aun que le guste, pero creo que es porque fotografiar bodas está irremisiblemente asociado a prejuicios que tiene que ver más con el fotografo que con el evento en si mismo.
Lo relevante es precisamente enfrentarse al tema sin prejuicios y dotándolo de la dignidad que merece. Tanto el fotógrafo como el espectador.

Por eso para mi fotografiar un enlace no es diferente de fotografiar cualquier otro rito propio de una cultura, compartir la intimidad de una familia culaquiera en una parte cualquiera del globo en uno de los dias más felices de su vida y ser partícipe de ello con plena licencia para fotografiar. Meterme en casa de la novia y compartir confidencias con las mujeres, ayudar a abotonar vestidos, bailar con ellos, brindar con ellos... No debería haber diferencia entre las fotos de una Puja budista en el Himalaya y las de una boda en Albacete y sin embargo con frecuencia, unas son motivo de burla y las otras acaban en las grandes publicaciones.
Creo que la verdadera labor del fotógrafo, sea del tipo que sea, es contar las cosas que ve y vive, con corazón. Y eso para mi, es lo que dignifica cada uno de mis reportajes. Y los de boda también. para muestra un botón.
Por eso hoy quisiera agradecer a Maria y a Juanma, (y a tantos otros amigos que tambien lo hicieron) que me hayan invitado a contar uno de los dias más importantes de su vida. Ha sido todo un privilegio.

3 comments:

Aitana said...

Nena, no te me comas las diéresis que son maravillosas. ¡Viva las actualizaciones!. Yo también disfruto fotografiando bodas, pero reconozco que siempre han sido de conocidos... algún día tendré que probar a inmiscuirme en vidas ajenas.
Te veo al regreso de Buenos Aires... yujuuuuu.
Besos y felices fiestas.

daniel alonso said...

Hola guapísima;
pues yo conozco a varios fotógrafos que hacen bodas... y son la caña. Creo que hay una diferencia tremenda entre hacer fotos "en" una boda (que es a lo que nos tienen acostumbrados) y hacer fotos "de" una boda, que creo que es un trabajo maravilloso, como el que has hecho o como el que te digo. Amí mismo, uno de estos colegas me ha propuesto ir con él de ayudante a una boda el año que viene y me parece genial, pese a que estoy temblando de los nervios (hacer fotos de boda es un trabajo con mucha responsabilidad).
Si quieres inspirarte un poco pásate por www.aisfotografos.com (2 amigos míos encantadores) o www.f8almeida.com (el colega que me ha propuesto acompañarles y que actualmente trabaja con AiS).

En fin guapetona, que un trabajo fenomenal y, como siempre, unas fotos estupendas.

Un besazo.

PD: no me he olvidado de ti y tu web, y tengo que proponerte alguna cosilla al respecto, si es que sigues sin odiarme. Hablamos por email o por teléfono. Recuerdos al zurdo que seguro que también lee esto ;-).

Anonymous said...

Me ha encantado tu comentario sobre las bodas, precisamente eso es lo que buscamos Yoli y yo cuando nos casamos y creo que lo conseguimos con nuestro fotógrafo. Totalmente deacuerdo contigo en cada palabra
Un besote (Roberto)